Existencialismo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Existencialismo

Mensaje  jordytellez el Dom Mar 30, 2008 1:24 am

El
filósofo danés del siglo XIX Søren Kierkegaard, el primer escritor que
se calificó de existencialista, reaccionó contra esta tradición al
insistir en que el bien más elevado para el individuo es encontrar su
propia y única vocación. Como escribió en su diario: “Tengo que encontrar una verdad que sea verdadera para mí... la idea por la que pueda vivir o morir”.
Otros escritores existencialistas se han hecho eco de la creencia de
Kierkegaard de que el individuo ha de elegir el camino propio sin la
ayuda de modelos universales y objetivos. En contra de la idea
tradicional de que la elección moral implica un juicio objetivo sobre
el bien y el mal, los existencialistas han afirmado que no se puede
encontrar ninguna base objetiva, racional, para defender las decisiones
morales. También durante el siglo XIX, el filósofo alemán Friedrich
Nietzsche sostuvo que el individuo tiene que decidir qué situaciones
deben ser consideradas como morales.

Han
insistido, por tanto, en que la experiencia personal y la actuación
según las propias convicciones constituyen los factores esenciales para
llegar a la verdad. Así, la comprensión de una situación por parte de
alguien que está comprometido en esa situación es más elevada que la
del observador indiferente, objetivo. Este énfasis puesto en la
perspectiva del agente individual ha hecho que los existencialistas
sean suspicaces respecto al razonamiento sistemático. Kierkegaard,
Nietzsche y otros fueron, de un modo intencionado, no sistemáticos en
la exposición de sus filosofías y prefirieron expresarse mediante
aforismos, diálogos, parábolas y otras formas literarias. A pesar de su
posición antirracionalista de partida, no se puede decir que los
existencialistas fueran irracionales en el sentido de negar toda
validez al pensamiento racional. Han
mantenido que la claridad racional es deseable allí donde sea posible,
pero que las materias más importantes de la vida no son accesibles a la
razón o a la ciencia. Además, han sostenido que incluso la
ciencia no es tan racional como se supone. Nietzsche, por ejemplo,
afirmó que la visión científica de un Universo ordenado es para la
mayoría una ficción práctica, una entelequia.
El
filósofo francés del siglo XVII Blaise Pascal fue el primer pensador
que anticipó las principales inquietudes del existencialismo moderno.
Rechazó el vigoroso racionalismo de su coetáneo René Descartes y, en
sus Pensamientos sobre la religión y sobre otros temas (1670),
afirmó que una filosofía sistemática que se considera capaz de explicar
a Dios y la humanidad representa una forma de orgullo. Al igual que los
escritores existencialistas posteriores, contempló la vida humana en
términos de paradojas: la personalidad humana, que combina mente y
cuerpo, es en sí misma paradoja y contradicción. Heidegger, autor de una de las obras más representativas del existencialismo, El ser y el tiempo (1927), afirmó que la
humanidad se encuentra en un mundo incomprensible e indiferente. Los
seres humanos no pueden esperar comprender por qué están aquí; en su
lugar, cada individuo ha de elegir una meta y seguirla con apasionada
convicción, consciente de la certidumbre de la muerte y del sinsentido
último de la vida propia.

jordytellez
Admin

Cantidad de envíos : 73
Fecha de inscripción : 24/03/2008

Ver perfil de usuario http://centesimomono.foroespana.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.